Hernán Dobry

Historias y noticias

Desarrollo Energético

24 abril, 2018

10 consorcios presentaron ofertas para construir rutas

Diez consorcios locales e internacionales presentaron 32 ofertas en la licitación lanzada por el Ministerio de Transporte de la Nación para construir 738,79 kilómetros de autopistas, 1.720,30 kilómetros de rutas seguras y 273,72 kilómetros de rutas especiales en las provincias de Buenos Aires, La Pampa, Córdoba, Mendoza y Santa Fe, según documentos oficiales.
Su desarrollo requerirá de una inversión total de cerca de 6.400 millones de dólares en cuatro años y, luego, un extra de 2.020 millones en mantenimiento durante once años. Los proyectos serán financiados por un mix de fondos de las empresas, préstamos bancarios y deuda, afirma José Luis Morea, subsecretario de Planificación Público Privada del Ministerio de Finanzas.
La cartera conducida por Guillermo Dietrich espera anunciar las ofertas económicas la segunda semana de mayo y adjudicar los contratos el 16. Los grupos no recibirán más de dos contratos por licitación.
En el corredor A, que incluye 667 kilómetros en las rutas 226 y 3 (984 millones de dólares en construcción y 346 millones en repavimentación y mantenimiento), ocho consorcios presentaron ofertas: la UTE Helport-Panedile Argentina-Eleprint- SA Obras y Servicios (COPASA), la UTE CI Grodco Ingenieros Civiles-CRZ Construcciones-Grupo Alberdi, y la UTE CCA Civil Panamá-Green.
También, enviaron propuestas José Cartellone Construcciones Civiles, la UTE Paolini Hermanos-Vial Agro-INC, la UTE Benito Roggio e Hijos-José J. Chediack, la UTE MSU Infraestructura-Inversiones PPP SAU, y la UTE Techint Compañía Técnica Internacional-Acciona Concesiones.
En el corredor B, que incluye 534 kilómetros en la ruta 5 (989 millones de dólares en construcción y 244 millones en repavimentación y mantenimiento), seis consorcios presentaron ofertas: la UTE Helport-Panedile-Eleprint-COPASA, la UTE CCA Civil Panamá-Green, la UTE Benito Roggio-José Chediack, la UTE MSU-UCSA-Inversiones, la UTE Techint-Acciona, y la UTE Rovella Carranza-JCR-Mota-Engil Latin America.
En el corredor C, que abarca 413,80 kilómetros en las rutas 7 y 33 (631 millones de dólares en construcción y 455 millones en repavimentación y mantenimiento), siete grupos enviaron propuesta: la UTE Helport-Panedile-Eleprint-COPASA, la UTE CCA Civil Panamá-Green, la UTE Benito Roggio-José Chediack, la UTE MSU-UCSA-Inversiones, la UTE Rovella Carranza-JCR-Mota-Engil Latin America, la UTE Techint Compañía Técnica-Acciona, y José Cartellone Construcciones Civiles.
En el corredor E, que incluye 228,50 kilómetros en las rutas 9, 193, 34 y 11 (1.340 millones de dólares en construcción y 370 millones en repavimentación y mantenimiento), dos consorcios presentaron ofertas: la UTE Helport-Panedile-Eleprint-COPASA y la UTE Sociedad Argentina de Construcción y Desarrollo Estratégico (SACDE)-Grupo ODS (IECSA)-Groundwork Development.
En el corredor F, que abarca 234,32 kilómetros en las rutas 9 y 33 (1.110 millones de dólares en construcción y 372 millones en repavimentación y mantenimiento), cinco grupos enviaron propuestas: la UTE Helport-Panedile-Eleprint-COPASA, la UTE CCA Civil Panamá-Green, la UTE Benito Roggio-José Chediack, la UTE SACDE-Grupo ODS-Groundwork Development y José Cartellone Construcciones Civiles.
Finalmente, en el corredor Sur, que incluye 207,19 kilómetros en las rutas 3 y 205 (975 millones de dólares en construcción y 236 millones en repavimentación y mantenimiento), cuatro consorcios presentaron ofertas: la UTE Helport-Panedile-Eleprint-COPASA, la UTE Benito Roggio-José Chediack, la UTE MSU-UCSA-Inversiones y la UTE Rovella Carranza-JCR-Mota-Engil Latin America.
Las obras de cada uno de ellos deberán estar terminadas en cuatro años y, luego, realizarán trabajos de repavimentación y mantenimiento durante 15 años. Las empresas deberán asumir los riesgos de construcción, mantenimiento y financiamiento de los proyectos.
Los contratos estarán garantizados por certificados de trabajo que serán emitidos trimestralmente por el gobierno argentino para cancelar los avances realizados. Estos estarán emitidos en dólares para la parte correspondiente a las inversiones y en pesos para el mantenimiento y podrán ser utilizados para pagarles a contratistas y otras empresas. Para eso, se creó un fideicomiso especial con fondos del impuesto al gasoil y peajes en las autopistas 9 y Ricchieri para abonarlos.
Luego de que las rutas estén terminadas, las respectivas compañías comenzarán a cobrar peajes durante los once años siguientes. Las que actualmente tengan cabinas instaladas, continuarán funcionando durante el proceso.
El Ministerio de Transporte planea lanzar la segunda etapa de la licitación PPP, valuada en 4.790 millones de dólares, y una tercera parte, por 1.960 millones, durante 2018.
www.iiicorp.com

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *