Hernán Dobry

Historias y noticias

Desarrollo Energético

16 marzo, 2018

Argentina le dio a Helport hasta fines de abril para asegurarse los fondos para Chihuido I

El gobierno le dio a Helport, la constructora de Corporación América, un ultimátum para asegurar el préstamo sindicado de 1.900 millones de dólares con bancos internacionales para el desarrollo de la central hidroeléctrica Chihuido I de 637 MW antes de fines de abril, afirma el secretario de Recursos Hídricos de la Nación, Pablo Bereciartua.
En una entrevista exclusiva con esta agencia de noticias, el funcionario sostiene que si el consorcio conformado por Helport (41%), Panedile Argentina (31%), José J. Chediack, Eleprint y Hidroeléctrica Ameghino, no llega a presentar la documentación antes de esa fecha, le cancelarán el contrato y lanzarán una nueva licitación.
Eduardo Eurnekian, CEO de Corporación América, analiza demandar al gobierno nacional debido a los cambios unilaterales que sufrieron las condiciones del contrato y la posible cancelación de los trabajos, afirma una fuente cercana a la operación.
El Ministerio del Interior, Obras Públicas y Vivienda prefiere construir la represa en las condiciones actuales ya que lanzar una nueva licitación demandará al menos dos años para comenzar con los trabajos y la presa es necesaria para prevenir las crecidas del río Neuquén, señala Bereciartua.
Las obras serán financiadas un 85% con un préstamo sindicado de 1.900 millones de dólares y el restante 15% (334 millones) será fondeado por el gobierno nacional. Éste será garantizado por un bono soberano que será emitido oportunamente y con un PPA de 162 dólares por MW que el consorcio está negociando con la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico SA (CAMMESA).
Helport está intentando asegurarse un crédito sindicado a 20 años y cinco de gracias con una tasa del 6,62% (luego de cargos y comisiones) por hasta 1.900 millones de dólares con Banco Santander, ING Bank NV, BayernLB y Landesbank Baden Wurttemberg para financiar la construcción de Chihuido I.
Hasta el momento, la empresa sólo obtuvo un préstamo de 700 millones de dólares con los bancos alemanes y las agencias de crédito a la exportación (ECA), señala Bereciartua. El gobierno germano está respaldando el proyecto y liderando las negociaciones para conseguir los fondos que faltan, detalla.
Estas gestiones y apoyo explican por qué el consorcio seleccionó a Voith para proveer las cuatro turbinas Francis de eje vertical que potenciarán la central hidroeléctrica Chihuido I, en la provincia de Neuquén.
El problema continúa estancado con los 1.200 millones de dólares de financiamiento y las garantías que tiene que aportar la firma italiana Salini Construttori, que fue escogida para realizar la obra civil, explica Bereciartua.
El consorcio espera recibir una garantía del 10-12% a 20 años de Euler Hermes Group, Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación (CESCE) y Servizi Assicurativi del Commercio Estero (SACE).
Eurnekian le pidió al canciller Jorge Faurie que mantuviera al embajador argentino en Alemania, Luis María Kreckler, en su puesto hasta que se terminem las negociaciones.
El consorcio ya intentó asegurarse el financiamiento para Chihuido I dos veces, con préstamos con bancos rusos y chinos. Tras fracasar en ambas oportunidades, el presidente Mauricio Macri decidió penalizar a Helport con 2 millones de dólares que debió depositar en el Banco Nación, afirma Bereciartua.
www.iiicorp.com

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *