Hernán Dobry

Historias y noticias

Desarrollo Energético

21 marzo, 2018

MSU eligió a AESA para el cierre de ciclo de tres de sus plantas térmicas

MSU Energy seleccionó a AESA, la unidad de ingeniería y construcción de YPF, como contratista EPC para realizar la conversión de tres de sus plantas térmicas en ciclo combinado, afirma Hernán Walker, su CFO.
En una entrevista exclusiva con esta agencia de noticias, el directivo sostiene que General Electric (GE) le suministrará las turbinas para sus centrales General Rojo, UGEN y UENSA, de 150 MW cada una y, así, sumarles 308 MW de potencia a las tres.
La conversión requerirá de 450 millones de dólares de inversión, afirma Walker y agrega que la empresa está financiando su desarrollo con préstamos de proveedores, incluido uno de 180 millones de dólares con AESA y otro de 135 millones con GE para financiar el 60% del precio de las turbinas, señala.
El remanente será fondeado con el flujo de caja libre de MSU Energy, explica el directivo. La compañía espera reportar un EBITDA de 110 millones de dólares y un flujo de caja libre de 76 millones, señala.
La empresa también está negociando un préstamo sindicado de 250 millones de dólares con tasa Libor más un plus con Itaú Argentina, Citibank, Banco Hipotecario e Industrial and Commercial Bank of China (ICBC) con vencimiento en 2023 para refinanciar parte de los créditos con sus proveedores.
Esta deuda comenzará a amortizar en 2020 cuando MSU Energy concluya la conversión de las tres centrales eléctricas y comience a generar electricidad y flujo de caja, explica Walker. MSU espera cancelarlo por completo al final y no refinanciarlo, destaca.
El directivo señala que esta es una estrategia similar a la que la compañía está llevó a cabo para la construcción de las tres plantas de 450 MW. En ese caso, recibió un préstamo de GE, pagado parcialmente con dos créditos por un total de 320 millones de dólares con tasa del 7,50% y vencimiento en 60 meses con Banco Galicia, Banco Hipotecario, Banco de Crédito y Securitización SA (BACS), Banco Macro, e ICBC.
Finalmente, la empresa canceló toda su deuda con lo recaudado en la emisión de 600 millones de dólares con tasa del 6,875% y vencimiento en 2025 que realizó el 25 de enero. La operación fue manejada por JPMorgan, Citigroup e Itaú Unibanco mientas que BACS, BAF Securities, Banco Galicia, Banco Hipotecario, Banco Itaú Argentina, ICBC y Banco Macro fueron los colocadores locales.
MSU Energy planea sumar una turbina de 100 MW a la actual de 150 MW que tiene su planta General Rojo, situada cerca de San Nicolás, en la provincia de Buenos Aires, para convertirla en una de 253 MW. Algo similar realizará en la central Barker para cerrar el ciclo y llevarlo a 256 MW y con la de Villa María, en Córdoba, que quedará de 249 MW.
La empresa holding, MSU, se focaliza en agronegocios y administra activos por 500 millones de dólares. Actualmente, produce 850.000 toneladas de granos en sus 250.000 hectáreas de tierra. En los últimos dos años, ha estado diversificando sus operaciones hacia la generación de electricidad y energías renovables.
www.iiicorp.com

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *