Hernán Dobry

Historias y noticias

Desarrollo Energético

3 agosto, 2018

MSU Energy planea presentar proyectos de ciclo combinado en una futura licitación

MSU Energy planea presentar ofertas para construir plantas de ciclo combinado con la capacidad de generar un total de 1,20 GW cuando la Secretaría de Energía de la Nación lance la pospuesta licitación de grandes ciclos combinados el próximo año, afirma su gerente comercial, Ricardo Fernández Bernengo.
La contienda podría realizarse a finales de 2019 o a comienzos de 2020 luego de que se lleve a cabo la elección presidencial, fijada para el 27 de octubre, estima el directivo.
La empresa planea financiar la construcción de las plantas, si resulta adjudicada con los PPA, con una mezcla de fondeo de General Electric (GE), del contratista EPC, con préstamos bancarios y su propio flujo de caja, un modelo similar al que utilizó para levantar sus tres centrales térmicas y su respectivo cierre de ciclo, resalta.
En una entrevista exclusiva con esta agencia de noticias, Bernengo sostiene que la unidad de MSU espera presentar una variedad de alternativas, incluyendo combinaciones de plantas de 400, 600 y 800 MW.
Cada opción incluirá, a su vez, diferentes configuraciones tecnológicas, explica y agrega que la firma está analizando si usará turbinas clase F o H de GE para potenciar las centrales de ciclo combinado.
El proceso licitatorio estará ligado al lanzamiento del concurso de precios de las siete líneas de alta tensión que la Secretaría de Energía planea realizar en los próximos meses, señala una fuente de la industria.
La primera en ofrecerse será la de 500 kV que unirá subestación Charlone, en Buenos Aires, con la de Diamante, en Mendoza, el 20 de noviembre, mientras que los contratos podrían ser adjudicados a fines de 2018.
La cartera comandada por Javier Iguacel pensaba lanzar la licitación de grandes ciclos combinados originalmente en el cuarto trimestre de 2017 y, luego, la pospuso al primer trimestre de 2018, para finalmente, pasarla a octubre cuando decidió desdoblarla y realizar la de cogeneración y cierres de ciclos.
MSU Energy planea financiar sus nuevos proyectos en forma similar a la que utilizó cuando fondeó los 450 millones de dólares necesarios para sumar 308 MW de capacidad a sus plantas térmicas General Rojo, UGEN y UENSA, de 150 MW cada una, con su propio flujo de caja, un préstamo de 180 millones de AESA, su contratista EPC, y uno de 135 millones de GE.
A su vez, está terminando las negociaciones de un crédito sindicado de 250 millones de dólares Libor más un plus con Banco Itaú Argentina, Citibank, Banco Hipotecario, Industrial and Commercial Bank of China (ICBC), Banco Ciudad, y Banco Nación, con vencimiento en 2023, concluye Bernengo.
www.iiicorp.com

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *