Hernán Dobry

Historias y noticias

Desarrollo Energético

22 diciembre, 2017

Santander, ING, Wurttemberg, Bayerische Landesbank entre los bancos que financiarán la construcción de la represa Chihuido I

Helport consiguió un préstamo sindicado de 2.230 millones de dólares a 20 años con una tasa del 6.62% (luego de cargos y comisiones) con Banco Santander, ING Bank, Bayerische Landesbank (BayernLB), y Landesbank Baden Wurttemberg para la construcción de la represa Chihuido I, afirma una fuente.
Las entidades europeas aún precisan completar el proceso de autorización, que podría demorarse hasta el primer trimestre de 2018.
El préstamo tendrá una garantía financiera del 10%-12% a 20 años de Euler Hermes Group, CESCE (Compañía Española de Seguros de Crédito a la Exportación) y SACE (Servizi Assicurativi del Commercio Estero), sostiene la fuente.
El respaldo de las agencias de crédito a la exportación (ECA) está vinculado a que Helport seleccionó a la italiana Salini Costruttori SpA para realizar la obra civil y a Voith GmbH para proveerla de las turbinas Francis.
A su vez, el préstamo estará garantizado con bonos que emitirá el gobierno argentino y con el PPA que la constructora de Corporación América está negociando con la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico SA (CAMMESA), sostiene la misma fuente.
Una comisión, conformada por el Ministerio de Finanzas, el del Interior, Obra Pública y Vivienda, el de Energía y Minería y el gobierno de la provincia de Neuquén, aún precisa aprobar la propuesta financiera, afirma.
El grupo se ha mostrado insatisfecho con las tasas ofrecidas por las ECAs para garantizar el préstamo sindicado y le están pidiendo a la compañía que trate de reducirlo, destaca la fuente. La tasa final actual se encuentra cercano al 16%-18%. La decisión podría tardar al menos diez meses más, dice.
Esto es más caro que lo que el país le está pagando a China para financiar la construcción de las represas Condor Cliff y La Barrancosa en la provincia de Santa Cruz, sostiene una segunda fuente.
Más allá de esto, las tres ECAs ya habían reducido las tasas desde el 16%-18% original luego de que la agencia Moody’s mejorara la calificación de la Argentina de B3 a B2 con pronóstico estable el 30 de noviembre de 2017, resalta la primera fuente.
El consorcio liderado por Helport (41%) y Panedile Argentina (31%) está negociando un PPA con CAMMESA que le permita repagar el préstamo, destaca la misma fuente. El monto solicitado es de 162 dólares por MWh, el mismo que le fue adjudicado a los proyectos Condor Cliff y La Barrancosa, señalan ambas fuentes.
A su vez, aún queda por decidir cómo se actualizará el presupuesto de Chihuido I, que originalmente se calculó en cerca de 1.280 millones de dólares en mayo de 2014, afirma la primera fuente, cuando la inflación creció cerca del 100% y el peso se devaluó el 78% frente al dólar desde entonces.
Esto impactará en el valor final de la obra que Helport tiene que financiar, destaca la primera fuente. Actualmente, el costo es de aproximadamente 2.240 millones de dólares, pero podría ser mayor, explica. El 85% de ese monto deberá ser aportado por el préstamo sindicado y el 15% restante por el gobierno argentino, señala.
A su vez, el consorcio deberá decidir si el gobierno argentino o el de Neuquén o ambos se harán cargo y pagarán los trabajos de inspección valuados en 55-60 millones de dólares (3% del presupuesto de construcción), afirma la fuente.
Por otra parte, la constructora aún debe presentar el proyecto ejecutivo, el estudio de impacto ambiental y aprobarlos, destaca. Además, aún debe constatar que los reportes de tierra realizados por Aguas y Energía hace diez años sean correctos, detalla.
Helport y Panedile fueron adjudicadas con el contrato en 2014, tras superar a Industrias Metalurgicas Pescarmona (IMPSA), a la UTE entre Electroingeniería y China Gezhouba Group Corporation Limited (CGGC), y al consorcio conformado por Power Construction Corporation of China (PowerChina), HydroChina Corporation y un grupo de empresas locales.
La oferta original incluía un préstamo de 1.660 millones de dólares a 20 años con 66 meses de gracia del banco ruso de desarrollo Vnesheconombank (VEB), que incluía a las empresas Inter RAO Group Co Ltd and OSJC Power Machines como proveedores de las turbinas y generadores. La transacción se cayó en 2016 luego de que el gobierno de Mauricio Macri decidiera no aceptar la tasa del 6,50%.
En mayo de 2017, Helport consiguió un préstamo sindicado por 2.200 millones de dólares con una tasa del 3-3.5% de un grupo de bancos chinos, liderado por el Bank of China (BOC).
Sin embargo, Beijing paralizó el proceso luego de que el gobierno argentino frenara el progreso de la construcción de las dos represas en la provincia de Santa Cruz, que habían sido adjudicadas a compañías de su país.
El proyecto Chihuido I había sido adjudicado originalmente en 2010 a un consorcio formado por la empresa brasileña OAS SA e iba a ser financiado por el Banco Nacional de Desenvolvimento Econômico e Social (BNDES).
Sin embargo, el contrato se cayó luego de que el gobierno argentino no lograra conseguir su parte de los fondos, que debía ser provisto por la ANSES. La represa fue licitada nuevamente en 2014 por la administración de Cristina Kirchner.
www.iiicorp.com

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *